Sigue estos consejos si quieres emprender y ser tu propio jefe

Julian Velásquez

Emprender y tener su propia empresa es el sueño de miles de personas en el mundo. No todos tienen la voluntad y la persistencia para lograrlo; pero si deseas hacerlo debes tener en cuenta que el éxito no se logra de la noche a la mañana, ya que debes estar dispuesto a realizar sacrificios en muchos aspectos de la vida para lograr los objetivos deseados o cumplir el sueño.

Algunos de los “sacrificios” a los que me refiero son:

  • Reducir los tiempos para compartir con la familia y las amistades.
  • Controlar sus horarios (Iniciar temprano y terminar a altas horas de la noche).
  • Ya no va a descansar tanto como lo solía hacer antes.
  • Sus pasatiempos y hobbies no los podrá disfrutar con la frecuencia acostumbrada.

Es por eso que emprender no es para todo el mundo

No se trata de qué tanto tiempo esté frente a un computador (usualmente de 8 am., a 5 pm., en caso de trabajar en una empresa) sino de qué tan eficaz puedes ser al momento de realizar las actividades y tareas.

Alguna vez te ha pasado que ves al gerente general y piensas:
¡“Esta persona sabe de muchísimas cosas”!

Esto pasa porque un emprendedor hace de todo en su proyecto. Es el encargado de las áreas de: administración, finanzas, logística, mercadeo, publicidad, atención al cliente, recepción, etc.; es por esta razón que tiene conocimiento de varios temas.

El hecho de estar dedicado 100% en un proyecto, tener que abarcar tantos aspectos a la vez, controlar los horarios para lograr resultados o tener mentalidad positiva todos los días, es lo que hace que un emprendedor valga por dos… y aún más.

Cuando alguien logra tener el control de todo lo que mencioné anteriormente y se acostumbra a trabajar así, esto se convierte en un hábito y puede traer consigo grandes beneficios, como, por ejemplo: el emprendedor ya puede empezar a delegar actividades a otras personas, iniciar nuevos negocios y trabajar en ellos.

Este es uno de los aspectos más increíbles de la potenciación de la persona desde el punto de vista competitivo. Si tienes en mente emprender o si ya eres emprendedor estos 3 consejos son importantes:

  1. No contrates personal si no estás seguro de que tu modelo de negocio está bien planteado y sí realmente funcionará.
  2. Redobla tus esfuerzos. Que los resultados que tienes en mente sean tu prioridad y trabaja hasta llegar a concretarlos.
  3. No tengas miedo de aprender, el camino del emprendimiento es de constante aprendizaje, todas las experiencias sirven para el crecimiento tanto personal como profesional y los errores que hayas cometido en tu vida laboral son el principal insumo de aprendizaje para no cometerlos en tu proyecto.

Recuerda que los resultados no son inmediatos, pero si direccionas tus estrategias de la manera adecuada, estos se verán reflejados a mediano y largo plazo. Cuando estés donde quieres llegar, te darás cuenta que valió la pena todo el proceso y el “dolor” del aprendizaje.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments